Nueva Escocia

Hace unas semanas tuve la oportunidad de visitar la costa este de Canadá. La idea inicial era hacer un road trip desde Halifax (Nova Scotia) a Quebec City (Quebec), visitando las provincias de Nova Scotia, New Brunswick, Prince Edward Island y Quebec. Disponíamos de una semana para realizar todo esto y sobre la marcha tuvimos que modificar los planes originales ya que eran demasiados kilómetros y tampoco nos queríamos pasar todo el día en la carretera. Tuvimos que dejar Prince Edward Island para otra ocasión.

Empezamos la primera jornada en Halifax, capital de la provincia de Nova Scotia. Una ciudad no muy grande y con algunos rincones muy curiosos como Fisherman’s Cove, un pequeño puerto con un par de restaurantes donde se puede degustar pescado fresco.

Fisherman’s Cove

 

La siguiente parada se encontraba al lado de Halifax: Peggys Cove. Un pueblito muy bucólico donde cualquier imagen parecía de postal. Fue una parada corta, un paseito de 10 minutos para ver el pueblo y su faro.

Peggys Cove

 

Nuestro destino final de la jornada era Yarmouth, una localidad al sur de la provincia. Hicimos unas cuantas paradas por el camino por lo que al final llegamos de noche al destino. Tuvimos que llamar al motel para que nos esperaran ya que el horario de oficina terminaba a las 10 de la noche y nosotros llegamos sobre las 10 y media.

Lunenburg

Faro de Tiverton

Al día siguiente lo principal era un tour que habíamos contratado para ir a ver ballenas, teníamos que estar en Tiverton sobre las 12 del mediodía, por lo que tuvimos que madrugar bastante ya que se encuentra a unos 200 Km. Desde este pueblo, salimos en una zodiac en la que íbamos 8-10 personas rumbo a las ballenas. La sensación era extraña ya que había muchísima niebla y la lancha estuvo navegando bastante rápido (unas 40 millas por hora según dijo el tío) durante cerca de media hora, adentrándose en el atlántico. Cuando la lancha paraba teníamos que intentar localizarlas estando en silencio e intentando escuchar el soplido que generan cuando respiran. A medida que nos fuimos moviendo, la niebla fue desapareciendo y aunque costó un poco, al final pudimos ver ballenas.

Hamburguesa en una German Bakery (Annapolis Royal)

El destino final de hoy era Halifax de nuevo así que después de ver ballenas fuimos haciendo ruta con dirección a Halifax, parando en algunos pueblos muy bonitos como Annapolis Royal. Nos metimos un poco también por zonas más rurales con caminos sin asfaltar y pudimos ver una gran puesta de sol.

 

La siguiente jornada fue de Halifax a Sydney, en el noreste de Nova Scotia. Este día fue duro en cuanto a conducción porque aunque el tiempo aproximado es unas cinco horas, nosotros fuimos costeando y al final llegamos a Sydney de nuevo bastante tarde después de haber conducido todo el día.

Al día siguiente nos dirigimos al parque nacional de Cape Breton, una zona incluso más bonita que lo que habíamos visto hasta ahora, pudimos comer langosta en uno de los pueblos de la zona: Chéticamp.

De camino a Cape Breton

Cape Breton

Cape Breton

Anochecer en Cape Breton

Al día siguiente salimos de la zona de Cape Breton para dirigirnos a otra zona, visitamos el pueblo de Parrsboro así como el Cape D’or. Todo muy idílico. A última hora pero todavía con luz llegamos a los Higgins, una zona declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO debido a que al parecer existen fósiles en dicha zona. Debido a que ya era tarde y estabámos ya cansados de la jornada no nos enteramos mucho de la importancia de los Higgins por lo que no nos pareció gran cosa.

Parrsboro

Cape D’or

Los Higgins

En la última parte del viaje fuimos a Quebec City haciendo escala en Fredericton. De Fredericton no mucho que contar, un pueblo agradable pero con poca cosa, tuvimos la suerte de que había justo un festival de rock (FredRock Festival) así que pudimos escuchar alguna banda local.

En cuanto a Quebec City, era mi segunda vez. Es una ciudad muy bonita de estilo europeo y probablemente de las más antiguas de norteamérica.

 

Category: Canadá, Viajando

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *